Frases que terminé de entender recién en España

¿Alguna vez se han puesto a analizar las frases hechas o refranes que solemos utilizar en el día a día? Sobre todo su origen. ¿De dónde salieron? Yo no es que precisamente me lo hubiera preguntado antes cuando las utilizaba en Perú pero después de vivir un tiempo en España y aprender un poco de su historia y geografía hallé esa respuesta que no buscaba, pero que en su momento me dejó con cara de “Aaaahhhh, de ahí venía”.

Aquí las 4 frases o refranes que terminé de entender recién en España, más una yapa/bonus track que de alguna manera está relacionada con el tema de este post.

“Guardar pan para mayo”

¿Qué tiene de especial mayo? ¿Por qué decimos “guardar pan para mayo” cuando queremos decir que debemos ser precavidos y ahorrar para el futuro? En Perú, más que celebrar el día de la madre y estar en teoría de “otoño”, mayo no nos dice nada. Peor aún en Lima, donde el cielo está siempre blanco. Pero resulta que en España mayo es la época de lluvias, y como muchas otras frases, esta nació de la vida campestre española.

Mes de mayo en el calendario medieval / Foto: vicenteaparici1938 (Flickr CC)

Pongámonos en contexto: la única manera de que la gente tuviera comida para el resto del año, era asegurándose una buena cosecha, y las buenas cosechas dependen de la lluvia. Por tanto, si en mayo no llovía en España, las probabilidades de tener una mala cosecha para ese año eran grandes, y la gente tendría que vivir estirando las provisiones del año anterior. Por eso había que “guardar pan para mayo”, para lo que pudiera pasar.

“Es una bicoca”

Todo el mundo a uno y otro lado del charco usa esta frase para decir que algo se puede conseguir o se ha conseguido con poco esfuerzo y/o dinero. Pero lo que yo no sabía era que “bicoca” viene del nombre de un pueblo italiano, el pueblo de Bicocca (hoy barrio de Milán), en donde en 1522 se llevó a cabo una batalla entre el ejército español y una alianza formada por el ejército francés y veneciano.

.

Grafiti en Bicocca, barrio de Milán de donde en 1552 se libró una batalla entre venecianos/franceses y españoles. /Foto: Renato Grisa

Se ve que a pesar de la superioridad en número del ejército franco-veneciano, además de otros factores que les auspiciaban la victoria, los españoles terminaron ganando la batalla con facilidad debido a que contaban con arcabuces (armas de fuego), algo nuevo para la época.

Continúa leyendo Frases que terminé de entender recién en España